El otro día os adelantamos que íbamos a apoyar a Sergio Monge en su segunda participación en una de las pruebas más duras de ciclismo como es la Titan Desert. El mismo nos ha hecho llegar su narración por etapas la pasada edición y no tiene desperdicio:

1.- Etapa. Los primeros km fueron un prolongadísimo descenso muy peligroso por el fortísimo viento lateral y terreno totalmente suelto, a los cuatro km el primer abandono, dos años entrenando, un pastón invertido y en 20min fuera. Se rompió tres dedos de la mano. No fue justo. Sabia que iba a ser dura la etapa, sabia que no estaba preparado para el desnivel del Atlas pero siempre manteniéndome en tiempo de clasificación y muy prudentemente fui escalando los puertos hasta que finalmente llegue a la meta y… Joder el puesto de control 3. . un problema con el GPS me había llevado a la meta sin pasar por el ultimo puesto de control obligado. Tire la mochila de hidratación al suelo y me volví hacia la carrera para cumplir con el reglamento. Termine en tiempo por 15min. Tanta emoción nada mas empezar ufff…

2.- Etapa. Menos desnivel y mas larga. Perfecta para mi. Pero el punto de inflexión en mi primera TitanDesert llego en el Km 39. Bajaba fortísimo, a unos 45km/h, me sentía cómodo y seguro, la rueda trasera perdió agarre me hizo un feo y salí disparado contra unas piedras a la salida de la curva. Me magulle y raspe espalda, brazo y costado, me queme el muslo derecho con el disco de freno de la bici y me raje en nueve centímetros el brazo hasta el hueso. Rápidamente uno vehículo de asistencia en carrera me socorrió. Después de comprobar que no había perdida de consciencia y que no tenia contusiones ni en cabeza ni en cuello me preguntaron que hacíamos. Seguimos. Me cosieron pero había perdido la confianza en mi, fui muy temeroso, tanto es así que durante el resto de la etapa, en todos los descensos fui tan frenado que fundí las pastillas del disco delantero, los últimos km me subió algo de fiebre por el corte de la brazo y me volví a perder sin poder echarle la culpa al GPS. Termine en tiempo pero muy tocado. Me volvieron a coser y me administraron antibiótico para la infección del brazo.

3.- Etapa. Los veteranos la han calificado como la etapa mas dura de la historia de la Titan. 130km con 30km de desierto. Comencé con muchísimos dolores por el cuerpo pero a los 20km mas menos con el cuerpo ya muy caliente y la adrenalina por las nubes ya no te duele nada. Por el camino me encontré a L.M en el suelo y llorando de la frustración por un latigazo en la rodilla. Caguen.. había hecho amistad con el la primera etapa a si que esperamos al coche de asistencia. Le inyectaron algo, no se muy bien que pero… entre los dos a las tres horas ayudándonos con los relevos estábamos ya otra vez en tiempo de carrera. joe otro accidente por el camino, Ramón contra un árbol. Mientras L.M. le ayudaba con las heridas yo le arregle la bici y ya éramos tres. Lo cierto es que solo por estos momentos ya merecía la pena todo, pero claro no sabíamos lo que aún nos quedaba. Cuando pasamos el puesto de control dos nos encontramos en una planicie absolutamente desértica y sin referencia alguna salvo el GPS con una flecha a la que seguir. perderse sinceramente era imposible. solo había que seguir la dirección de la fleca en línea recta. Teníamos la sensación de que éramos algo grande, sabíamos que estábamos localizados por las balizas que ponen a nuestras bicis pero creerme si os digo que lo que vivimos fue inmenso y absolutamente indescriptible. La bicis poco a poco se fueron frenando. Por mucho que aumentáramos la cadencia y por mucho que bajáramos la presión de las cubiertas .. nada.. no quedaba otra. Bici al hombro. Treinta Km corriendo por la arena. Nadie cuerdo hubiera seguido adelante con esto. Me quite la cinta del pulsometro arto de que me recordara con pitiditos que me iba a dar un ataque al corazón. Me aficione a la bici porque correr me estaba destrozando la rodilla derecha y ahí estaba yo corriendo con una bici al hombro con zapatillas automáticas (que es como correr con tacones) por el desierto durante 30 km, jamás habíamos corrido ninguno de los tres mas de doce. No estábamos solos, seguro que habéis visto en la tv a esa chica que corre arrastrada con una cuerda por otros dos. Eva. Nos los encontramos absolutamente desfondados. Ella con los ojos llenos de lagrimas nos dijo que siguiéramos que estaban bien. Llegaron media hora después que nosotros también en tiempo. A diez km de la meta el firme se empezó a endurecer y arriba de la bici otra ve.. o abajo L.M no podía con su rodilla pero llegaron refuerzos por detrás E.P. y R.P Entramos los cinco juntos ahora sí que puedo decir que fue Épico y que jamás lo olvidare, jamás..

4.- Etapa.  Coincido en el hospital de “campaña” con L.M. yo voy para hacerme las curas y el para decir que no sale. No puede con la rodilla. Desde que me monte en la bici hoy sabia que no iba bien. Llevaba toda la mañana cojeando pero espera que como había pasado ayer cuando el cuerpo entrara en calor y la adrenalina subiera no habría dolor. Os podréis creer que golpe de la etapa del segundo día no me dolió. Ni me dolió que me cosieran… pero no fue así en el km 19 un latigazo me subió desde la rodilla derecha hasta la espalda y me bajo hasta el tobillo. Me caí de la bici. Se acabo la Titan para mi. Es jodido estar aquí con muletas viendo tu sueño y no poderlo vivir. Estoy tranquilo porque la cabeza no me fallo en ningún momento pero la rodilla no es mi cabeza. Siento muchísimo si alguien se siente decepcionado. Sinceramente.

5 Etapa. LA ETAPA  Ufff a ver por donde empiezo 🙂 Según el reglamento de la Titan si abandonas en una etapa por causas medicas visadas puedes salir al día siguiente. No recibes el “titulo” de finisher y te sacan de la clasificación pero puedes seguir. Que sentido tiene salir?? Ninguno Sigo contando…. en el campamento empieza la vida a las seis de la mañana y hoy es un día mas. La música de footlose (o como se escriba.. la peli) empieza a calentar los ánimos a los participantes, a mi me encanta esa canción, el helicóptero de la organización empieza a tronar al despegar a escasos metros de las haimas para verificar el terreno .. o lo que sea que haga.. y mis compañeros de haima comienzan con su protocolo estándar: empanarse el culo con vaselina para soportar las heridas de tantas horas en sillín y tragarse mil pastillas …. que si potasio que si magnesio, se han traído el quimicefa entero. No soporto estar en mi sueño y no ser participe de el. No puedo de verdad.. son dos años con esto en la cabeza como para quedarme haciendo el capullo en la haima. Muevo la rodilla . de puta pena. Engullo dos plátanos pochos y me tomo tres ibuprofenos con medio litro de agua. voy a ver al medico y le pido que me inyecte. no dice ni mu y lo hace. A la salida del hospital de campaña me encuentro con dos fisios con los que coincidí en el jeep en mi abandono del día anterior, en aquel momento respetaron durante todo el viaje mi silencio y mis ojos. me preguntan: donde vas con el traje de luces? les digo que aunque no tenga ningún sentido voy a salir, hoy es la etapa reina.115km  con un paso de dunas de 5km. me cogen cada uno de una brazo y me sientan en una camilla, yo no entiendo nada, me piden que me baje los culotes y cada uno se pone a currar con una pierna. Me emociono.. Les digo que luego les pago, me dicen que hay cosas que no tiene nada que ver con el dinero. Cuando terminan me ponen unas tiras de no se que en el muslo, me agarran la rodilla y me la embadurnan con algo que huele a menta, me dicen que rece porque no estoy ni para ir a por el pescado. Voy a desayunar y me siento en una mesa con unos desconocidos, no me apetece sentarme con los de siempre, sabéis cuando os van a preguntar sobre algo y no te apetece hablar, solo quieres desayunar y no pensar.. pos eso. Al sentarme doy los buenos días ellos asienten y siguen hablando de política, con las misma cambio de mesa. Me siento en otra en la que se están cachondeando de un compañero por haberse afeitado, -Que clase de superhombre eres, estar aquí y perdiendo el tiempo en afeitarse… so marica.. todos reímos .. el dice que se le enganchaba la barba con las cintas del casco.. otro salta que al se le enganchan los pelos de sus…  el hecho es que me siento mucho mas a gusto con la charla y me zampo otros dos plátanos, cien gramos de jamón del bueno (lo has de traer tu) y un tazón de cereales con mas miel que leche.. control de firmas.. reviso la bici.. empezamos. La idea de la etapa es que sean 110km llaneando muy tranquilitos para luego morir literalmente en las dunas… pero nos encontramos con un viento de 26km por hora de cara que no solo te mata las piernas si no que llena la pista de arena y te remata las piernas de nuevo. Me coloco en ultima posición de la cola y empiezo a pedalear.. todos los días durante los primeros km me duele hasta el alma hasta que todo entra en calor y se coloca. hoy no me duele nada lo cual es bueno y es malo por que con lo que llevo en el cuerpo podría partirme el tendón y ni entérame.. intento no pensar y tirar pero no tiro, no hay manera de pillar ritmo entre el viento y el firme.. pasan las horas y el cuentakilómetros no hace ni caso.. me siento cansado frustrado y no entiendo que estoy haciendo.. sigo. el calor empieza a ser sofocante.. pero sofocante de verdad.. llevo cinco horas pedaleando. En el control de paso dos me llaman la atención sobre mis brazos… me los miro y a parte de las heridas me doy cuenta de que los tengo llenos de ampollas por el sol. joder.. Y no te duelen? … lo dicho. Me los tapo con vendas y seguimos. Recordare para la próxima que ISDIN extremo es para lo extremo que puede ser Santander ja ja. En el AV2 me vacío un botella de agua potable en la cabeza y unas niñas que están por ahí atraídas por la caravana de la Titan me miran atónitas, me doy cuenta de lo que he hecho y me siento como el puto culo  le doy un codazo a un compañero que esta haciendo lo mismo.. se da cuenta y su cara dice que también se siente como el puto culo, las damos unas barritas y se ponen tan contentas 🙂 solo espero que se las tomen pronto porque se van a poner como motos y no van a pegar ojo ja ja. Tiempo limite para terminar la etapa 10h y el control de dunas CP3 se cierra una hora y media antes, entienden que apurar mas es demasiado peligroso por el calor. Yo entro con cinco minutos de retraso pero Manu Tajada no me dice ni esta boca es mía, sabe lo que llevo encima, sabe lo que estoy haciendo. Después de mi se quedan fuera 18 personas + otras cuatro que abandonaron en las dunas. La dunas, me sobrecojo, me bajo de la bici, tiro… La cabeza palpita, el pecho arde y la rodilla empieza ha hacer acto de presencia, entiendo la química hay que ir renovándola. No tengo palabras para explicaros lo que es eso…  el helicóptero de la organización sobre la cabeza por si hay que sacar a alguien.. el sol rebota en arena y te insola. un quad al lado cubriéndome la espalda, soy el ultimo, primero una pierna, luego la otra, la arena es tan fina que se hunden las zapatillas hasta los tobillos, quiero retirarme, luego la otra pierna.. Entro en tiempo por cinco minutos, al parar la bici no me quedan fuerzas para desengancharme de los pedales y me caigo al suelo, rápidamente vienen ayudarme y me preguntan si requiero asistencia. No solo quiero irme a mi haima. Ya han pasado cuatro horas y estoy duchado cenado y apunto de dormirme. Me gustaría engancharme a los datos y contaros todo esto pero esperare a mañana que termina la Titan. 🙂

6 Etapa. No puedo empezar por el principio.. empiezo por el final.. ENTRE. Volví a terminar en tiempo por cinco minutos. Se que el esfuerzo atroz de ayer y las penurias de hoy no tiene ningún sentido por mi abandono de la cuarta etapa pero lo tenia que hacer. La etapa de hoy.. uff imaginaros la noche anterior una tormenta de arena.. viento .. pistas no ciclables.. calambres, dolores.. bla bla que mas da!! Estoy deseando llegar a Valladolid y contaros a todos todo. Soy muy feliz.. la espina de la cuarta para es muy pequeñita .. de la tercera y de las dunas. Muchísimas gracias a todos los que me habéis seguido.. pronto la organización me mandara las fotos de todas las etapas y os las enseñare. Hoy no me he puesto maillot.. hoy he salido con una camiseta que pone: -SANTI, HAS VISTO DESDE EL CIELO LO QUE HE HECHO? No puedo dejar de llorar pero son lagrimas buenas, tengo que esperar hasta mañana para estar ahí, pero se me va hacer eterno… Eso si, he consumido unas 28.000kcal y perdido 5Kg.. no me estrujéis mucho 😀 Gracias de verdad! 😀